El Buscador. De Jorge Bucay.

Nos pasamos media vida buscando eso que se llama «felicidad»…
Y resulta que cuando la encontramos nos damos cuenta de que, en realidad, nada es demasiado importante.
Te invito a que escuches mi #Podcast sobre esta idea.
Y como telón de fondo, al gran Jorge Bucay y su cuento «El Buscador».
(Pincha en la foto y escucha el PODCAST completo)
#UnCaféConCurroAvalos (2)
¿Me dejas aquí tus comentarios?.
Me encantará leerte y conocer lo que opinas.
Fuerte abrazo.
 
Curro.

Ponte METAS…

Tu  Grupo de Iguales determina tu Grupo de Metas… Así es, y así será siempre.

¿Recuerdas mi último artículo aquí, en este Blog (VER)? ¿Recuerdas la importancia que le dimos a la «buena selección» de esas personas con las que pasas la mayor parte de tu tiempo diario?. Es vital que entiendas que si ellos tienen METAS ELEVADAS, tú tendrás METAS ELEVADAS. Es natural. Te mimetizas con el ambiente que te rodea. Eres la media de las 5 o 6 personas con quien pasas más tiempo.

Por tanto, mi consejo es que trabajes metas de alto impacto. Metas que tiren de ti como un «súper imán», y te hagan soñar con cambios en tu vida relevantes. Las metas de «medio pelo» no ayudan en nada, porque puedes vivir sin ellas en caso de no conseguirlas. ¡Reta a tu mejor versión!. Comprométete con METAS de nivel estratosférico, que como dice Grant Cardone en su libro «The X10 Rule» (en España «La Regla de Oro de Los Negocios»), «si fracasas en la consecución de metas elevadas, al menos habrás conseguido mucho más que poniéndote metas de menor calibre».

Déjame ilustrarte esta idea con el siguiente mensaje:

¿Compartes esta idea conmigo?.

Ya sabes: Metas de Alto Impacto. Mucho mejor que Metas sin impacto.

Te pido algo:

Suscríbete al Canal de Youtube donde cada semana subo un mínimo de 2 vídeos nuevos o Podcast. Puedes hacerlo aquí.

Comparte este mensaje con todo tu grupo de amigos y conocidos. Quizá podamos ayudar a alguno.

Deja tu mensaje o comentario más abajo. Será un enorme placer leerte.

¡Un abrazo enorme!.

Curro Avalos.

Hagamos un pacto…

Vamos a comenzar el año mirando hacia dentro y no tanto hacia fuera.

Perdonándonos los errores y tantas veces como fallamos en 2017. Por todas aquellas ocasiones que creímos que NO íbamos a ser capaces…y lo fuimos. Por todas aquellas oportunidades que dejamos pasar por miedo, temor al qué dirán, o por pensar que no estábamos a la altura.

Hagamos un pacto y felicitémonos por todos aquellos que, pese a todos nuestros fantasmas, hoy siguen a nuestro lado. ¿Sabes? Dicen que los que importan no son los que están junto a ti cuando hay luz, sino los que permanecen a tu lado, en tus momentos más oscuros.

1-Team-work

Brindemos. Brindemos por todos aquellos que en 2017 nos pusieron obstáculos. Piedras en el camino y muros. Brindemos por ellos porque gracias a sus intenciones hoy somos un poco más fuertes.

Hagamos un pacto, y vamos a dejar de autoexigirnos tanta penitencia cuando dándolo todo…fallamos. ¡No pasa nada!.

El pacto incluye no caer en la trampa del ego. 2018 no es el año del ego, sino el año del amor y la generosidad. Es el año de los que comparten y disfrutan viendo a otros alcanzar sus cimas. Nuestro pacto para este año es transformarnos en aquello que siempre hemos querido ser. Por difícil que parezca. Por imposible que pueda llegar a parecer. Lo imposible…sólo tarda un poco más.

Déjame darte un consejo: mira al frente.

Mira al frente y vive el presente. No vuelvas al pasado ni habites en el futuro. 2018 es un año para ESTAR presentes. Así que vívelo y disfrútalo. Constrúyelo…

Hagamos un pacto entonces. Enfócate en ti. Sólo en ti. Ahí está la clave. No critiques a otros. Es una pérdida de tiempo. Tiempo que jamás volverá.

Enfócate en ti y aprende a ser paciente. Al final todo llega, y rodéate de esperanza (que es -dicen- lo último que se pierde) para vencer al miedo. Y recuerda…

«El mejor momento para nuevos comienzos es…AHORA».

Soy Curro Avalos. Y desde la distancia, pero tan cerca de ti te propongo algo. En 2018 seamos realistas: ¡hagamos lo imposible!.

Feliz 2018.

Abrazo enorme.

Curro.

PD: Compártelo si te ha gustado y deja tus comentarios al final. Estaré encantado de leerte.

Elige tu Grupo de Iguales.

Dime con quien andas y te diré quién eres…

Fue en una de las formaciones más espectaculares que he recibido en mi vida. Londres. 17.000 asistentes. Tony Robbins en el escenario durante 4 largos días. Y quizá un momento de mi vida en el que todo pareciera girar en torno a una idea: necesitaba encontrarme.

Recuerdo que al volver en metro al hotel, uno de esos maravillosos días, mi mente se centraba en un solo pensamiento, decidir “qué quería ser de mayor”. Y decidí focalizar en “orientar vidas”. Cuando menos curioso que quien buscaba orientación y mejora pensara en orientar y mejorar la vida de otros. A veces sucede…

Al final de ese proceso de metamorfosis personal, y habiendo decidido dar un giro contundente a mi presente por entonces, encontré que para cambiar vidas debía reconocer que el entorno que me rodeaba no era el necesario. Debía tomar decisiones. Y lo hice. Quizá empujado por una frase de Robbins: “Ama a tu familia pero elige tu Grupo de Iguales”.

¡¡Bingo!!.

No puedes cambiar tu realidad si te rodeas de personas que no quieren cambiar la suya. Así que hice una lista y comencé a dejar de acudir a los viejos lugares de entonces; olvidé poco a poco a quienes ni me aportaban ni les aportaba yo; y arranqué un proceso de acercamiento a las personas por las que hubiera deseado cambiarme. No fue fácil, pero fue la mejor decisión de mi vida. Los hubo que no lo entendieron, supongo que a mí me hubiera pasado igual, pero mis metas y futuro estaban en juego.

Fue curioso, pero empecé a sonreír de nuevo. Volví a soñar al ver que a quien les compartía mis sueños me decían: “Curro, tú puedes tío”. Renové mis ilusiones y refresqué mi visión y misión.

Deja que te diga algo: acaba 2017 tomando una decisión trascendental y elige para 2018 ese Grupo de Iguales (personas) que te van a impulsar a diario. Deja a un lado a los tristes, pesimistas, cenizos, melancólicos, aburridos, mustios, apocados, sombríos y agoreros. ¡¡Los hay y a montones!!. Mantenlos en tu lista de OCIO si acaso, pero sácalos de tu lista de amigos para el ÉXITO.

Sabes como yo que buena parte de tu fortuna personal se enriquecerá solo aumentando el nivel de exigencia que te apliques, y esa exigencia es la que sólo un “Grupo de Iguales Ganador” te puede aportar. Crecer duele. Y eliminar tóxicos es el primer paso.

¿Estás conmigo?.

Deja que te comente algo más en este vídeo que he preparado para ti.

¿Compartes esta idea?.

Deja tus comentarios más abajo. Me encantará responderte.

Y por último…¡FELIZ NAVIDAD!.

Curro.

La Segunda Puerta.

puerta-antigua-4761797.jpg
La Segunda Puerta.

No te ha pasado a veces que cuando decides tomar una oportunidad de repente, y no es la primera vez seguramente, te quedas paralizado. Es como si decidieras abrir «esa puerta» y arriesgarte y detrás de ella…, existiera otra más. De mayor peso. Más robusta.

Es la Puerta del Miedo.

Quizá por esta razón haya tanta gente incapaz de tomar decisiones cruciales para sus vidas. Seguramente sea por esto, y por ésta puerta, por lo que la mayor parte de los seres humanos dejamos escapar las mejores oportunidades de nuestras vidas. Abrimos la primera lentamente, como tratando de atisbar lo que se esconde detrás, con algo de temor…y dejamos la segunda por miedo. La segunda puerta, sin duda, es la más difícil de abrir. Justo cuando has tomado la decisión de tomar la oportunidad aparecen los temores y las excusas. La indecisión y las culpas. Temor.

Deja que te diga algo. ACEPTA LOS RIESGOS. Toda la vida no es sino una excelente oportunidad. Recuerda que la persona que más lejos llega es, generalmente, la persona que quiere y se atreve a tomar las opciones que la vida le ofrece.

Dicen que hay 3 cosas que jamás vuelven atrás:

  1. Una bala disparada.
  2. Una palabra dicha.
  3. Una oportunidad perdida.

A veces no hay segundas oportunidades. A veces es AHORA o NUNCA. ¿Cierto?. Así que abre la primera puerta, y sin pensar haz lo propio con la segunda. Una vez lo hagas, el mundo entero se abrirá ante ti.

Si fallaste ayer, no importa. Hoy tienes la oportunidad de comenzar de nuevo.

¡Vive con pasión!.

Curro.

PD: Déja tu mensaje y comentarios. Estaré encantado de responderte.

¿Ya tienes el libro «El Hombre Que Aprendió A Ganar»?

Lo puedes adquirir aquí:

 

libro2

 

«La Media»…es para Mediocres.

Quizá el título te parezca osado o un tanto arriesgado. Quizá incluso puede que no estés de acuerdo. Lo entiendo…

Pero no puedo dejar escapar esta ocasión para tratar de convencerte de algo: la media alcanza metas medias. Y si estás leyendo esto y estás aquí es porque tú «no eres de la media». Jamás alguien de la media alcanza sueños elevados porque su predisposición jamás será la adecuada. La máxima «si crees que puedes, puedes; y si crees que no puedes, no puedes», alcanza en este caso su máxima expresión.

Prefiero contártelo en este corto vídeo de 58 segundos…

Echa un vistazo.

 

Me encantará que hagas dos cosas:

1.- Si te parece interesante compártelo con todo el mundo. Dale LIKE al vídeo si te ha gustado esta micro sesión de entrenamiento.

2.- Deja tus comentarios más abajo y veamos que opinas.

¡Te mando un abrazo enorme!. Gracias por estar ahí.

Curro Avalos.

Logo_Curro_Avalos_vector04

Un Buen Comienzo

He de reconocer que me hace mucha ilusión volver a escribir en mi Blog. Y quiero que este sea nuestro «buen comienzo». Que esté cargado de excelentes momentos y que sea capaz (yo) de engancharte a mis líneas. A mis ideas y pensamientos compartidos.

54afd1_a98c5faa35124db98418f90c88d35068

No quiero que haya finales. No me gustan. Prefiero los instantes cargados de la emoción primera que viene tatuada a todo lo que empieza. No quiero un final.

Te presento por tanto mi rincón del pensamiento. Del desarrollo personal y del crecimiento. Ese lugar que jamás encontrarás en la zona de confort. Precisamente porque dentro de esa zona no ocurre nada, o lo que ocurre, es lo de siempre. Yo quiero retarte; déjame hacerlo y verás como lo pasamos. Permíteme impulsar tu día a día y comprobarás como eres de grande. Quizá más de lo que piensas. Quizá más de lo que crees.

Deja que te muestre lo que «El Hombre Que Aprendió A Ganar», mi último libro, puede llegar remover dentro de ti. Un libro que no es «otro libro más de esos» que mucha gente lee, pero que están cargados (algunos) de mucha teoría y poca puesta en escena. Deja que te diga algo: Yo siempre soy producto de mi producto. Todo lo que leerás, si definitivamente te animas a adquirirlo, está probado por mi.

libro2

Te espero aquí. En nuestro rincón del aprendizaje humano. Semanalmente me encontrarás porque te esperaré puntual, para entregarte algunas ideas maravillosas que harán que tus días sean aún mejores.

Déjame acompañarte.

Curro.